Luces indicadoras del tablero

El  tablero de tu automóvil se compone de dos diferentes tipos de luces; las luces de advertencia y las luces indicadoras de fallas.

  • Luces indicadoras de fallas. Son de color ámbar,  tienen la forma de un icono o bien las iniciales del sistema que presenta la falla. Se activan apenas giramos la llave para encender el auto quedando iluminadas, a diferencia de las luces de advertencia que se prenden sólo cuando aparece una falla. Las luces indicadoras de fallas hacen referencia a uno de los sistemas controlados por la computadora. Cuando se activa una de estas luces en el tablero, se requiere de un técnico para que realice pruebas y determine la naturaleza exacta de la falla. De ser necesario el auto será internado para su reparación. Estos sistemas incluyen: indicador de seguridad, luces de carretera, posición de cambio, TS/DSC, DSC OFF, control de crucero, luz encendida, mal funcionamiento de la dirección asistida, aviso de peligro / señales de viraje, entre otros.
  • Luces de advertencia. Son de color rojo y su alerta no representa un alto grado de peligro, pero no por eso las debemos ignorar, debemos solucionar la falla. Las luces de advertencia, nos informan sobre algún aviso como: sistema de frenos, sistema de carga, presión de aceite del motor, sistema antibloqueo de frenos, sistema de pretensores de cinturones de cinturones de seguridad / bolsas de aire, nivel bajo de combustible, puerta mal cerrada, nivel bajo del líquido del lavador, transmisión automática, sistema de monitoreo de presión de neumáticos, entre otros.
  • Luces de los componentes. Están diseñadas para informar sobre el buen funcionamiento de ciertos parámetros que controla la computadora. Cuando uno de los componentes funciona fuera del parámetro de configuración, la computadora lo reconoce y prende la luz indicadora de falla.
  • Gestión del motor: Es el responsable del suministro de combustible y el encendido del motor. Este sistema alimenta a la computadora a través de sus sensores de información, para que realice los ajustes necesarios y lograr un desempeño óptimo.
  • Control de emisiones: Reduce las salidas de vapor y del escape, al tiempo que mantiene una maniobrabilidad óptima del auto. Este sistema está integrado con el sistema de gestión del motor.
  • Accesorios: Tales como bomba de combustible, alternador, compresor del aire acondicionado y el ventilador de enfriamiento del radiador.

Nunca te quedes con la duda de entender lo que te está indicando la luz de advertencia o indicadora de falla, siempre es mejor prevenir que lamentar. Es recomendable que te tomes unos 10 minutos para revisar el manual que te brindaron en el concesionario e identifiques la falla que muestra el tablero.